NochNovels

Esta pagina se mantiene gracias a las ganancias de la publicidad. Desactiva Adblock, gracias.

miércoles, 8 de marzo de 2017

DMWG - Capítulo 430 – El Poderoso Regresa



Capítulo 430 – El Poderoso Regresa

Yan Chen Yu no sabía si sería capaz de salvar la vida de Jiang Cheng, pero sentía como si tuviera que mostrarse a sí misma. Ella no podía simplemente ver a esas personas cercanas a Jiang Chen morir sin hacer nada. Incluso si era sólo para sentirse mejor, todavía tenía que dar lo mejor de sí.

Incluso si sólo estaba buscando la muerte, y qué?

Quién podría permanecer calmado cuando miraba a sus seres cercanos muriendo?

"Yan Chen Yu!"

Cuando uno de los Guardias Dorados vio a esta chica, no sentía miedo, sino que se sentía alegre. Parecía que el método del Séptimo Emperador funcionaba como ellos esperaban. Éste era solamente el segundo día, y habían atraído a Yan Chen Yu.

"Joven dama, váyase rápidamente de aquí!"

Jiang Cheng estaba gritando con todas sus fuerzas, pero Yan Chen Yu no lo escuchó. Con una velocidad increíble, llegó cerca de ellos. Un rayo helado atravesó la cabeza de un Guardia Dorado. Sin embargo, antes de que Yan Chen Yu llegara a Jiang Cheng, tres poderosas auras aparecieron repentinamente y se acercaron a Yan Chen Yu.

"Yan Chen Yu, qué sorpresa! Pensé que Jiang Chen estaría aquí y no tú. No importa, el Príncipe Heredero sigue preguntándonos por ti.”

Dijo el Séptimo Emperador con una mueca de desprecio. Los otros dos poderosos guerreros eran el Décimo Emperador y Yuan Long quien acababa de regresar de la Dinastía Marcial Santa. Los tres eran Guerreros Alma de Combate Superior.

La cara de Yan Chen Yu se oscureció. Las ejecuciones eran obviamente una trampa, y con sus habilidades, no había manera de que pudiera salvar a Jiang Cheng ahora, ya que simplemente no tenía la habilidad para luchar contra tres Guerreros Alma de Combate Superior.

“Ustedes son los Emperadores de la Dinastía Marcial Santa, y usaron métodos tan despreciables y mataron civiles ordinarios! Realmente deseo saber dónde han puesto toda su cara! Ya que me atreví a mostrarme aquí hoy, no les tengo miedo!”

Dijo Yan Chen Yu con una voz fría.

"Hmph! Ya que estás aquí, ni siquiera pienses en escapar! No te preocupes, no te mataremos. Tu vida pertenece al Príncipe Heredero!”

El Séptimo Emperador dejo escapar un resoplido frio.

"Vamos a hacer un trato; Me quedaré, pero tienen que dejar ir a Jiang Cheng.”

Yan Chen Yu todavía hablaba con la misma indiferencia.

"Joven dama."

Jiang Cheng inmediatamente estalló en lágrimas. Ya no podía aguantar sus emociones. Como hombre, no podía derramar lágrimas fácilmente. Ni siquiera frunció el ceño cuando se enfrentó a la afilada espada. Sin embargo, las palabras de Yan Chen Yu inmediatamente lo hicieron llorar a todo pulmón. Era un mero sirviente; Un esclavo! Su vida no valía nada, cómo podía dejar que su joven dama se sacrificara para salvarle la vida?

"Joven dama, por sus palabras, yo, Jiang Cheng moriré sonriendo! Ayúdame a informar al joven maestro; Jiang Cheng murió sin ningún remordimiento!"

Una mirada agresiva repentinamente parpadeó en los ojos de Jiang Cheng. Bajó la cabeza y miró la espada afilada colocada en su garganta por otro Guardia Dorado. Sin vacilar, se empujó hacia ella con gran velocidad.

Puchi!

La espada era extremadamente afilada, e inmediatamente cortó a través de la mitad de la garganta de Jiang Cheng, causando que la sangre saliera disparara como una fuente.

El Guardia Dorado estaba aterrorizado. El no esperaba que este tipo tuviera un coraje tan increíble; Utilizo este método para poner fin a su propia vida.

"Jiang Cheng!"

Yan Chen Yu tembló y soltó un fuerte grito. Sus ojos brillaron instantáneamente con lágrimas. Después de eso, ella dio la vuelta y comenzó a huir en una dirección al azar. Nunca olvidaría la última expresión de Jiang Cheng.

Él murió con una sonrisa en su cara!

Murió sin ningún remordimiento, sólo quería que Yan Chen Yu huyera de aquí lo antes posible.

Yan Chen Yu no miro atrás. Sin vacilar, ella inmediatamente dio la vuelta y se fue. Tenía que asegurarse de que Jiang Cheng no muriera por nada.

"A dónde vas?!"

El Séptimo Emperador fue el primero en responder. Rápidamente persiguió a Yan Chen Yu.

¡Roar!

Un monstruo hecho enteramente de hielo sólido descendió repentinamente del cielo, bloqueando al Séptimo Emperador.

"Muere!"

La palma del Séptimo Emperador brillaba con innumerables rayos dorados mientras golpeaba hacia el Rey Demonio de Hielo.

¡Bang!

El Rey Demonio de Hielo no tenía miedo de la muerte. Inmediatamente contraatacó el ataque con su gigantesco puño. Aunque fue derribado varias docenas de metros por el Séptimo Emperador, simplemente saltó de nuevo hacia el Séptimo Emperador.

“Qué poderoso monstruo!”

El Séptimo Emperador se sobresaltó por un momento. Este monstruo estaba en el Reino Alma de Combate Superior, y él no tenía ni idea de cómo apareció este monstruo. Lo extraño era que no pudo detectar a este monstruo con su cultivación.

"Yuan Long, quédate aquí y vigila este lugar. Viejo Decimo, ves a cazar a Yan Chen Yu.”

El Séptimo Emperador volteo la cabeza hacia los otros dos hombres y dijo. Yan Chen Yu había desaparecido de su vista después de ser retenidos por el Rey Demonio de Hielo.

"Bien!"

El Décimo Emperador desató su energía y fue a la dirección hacia donde Yan Chen Yu había huido.

Viendo esto, el Rey Demonio de Hielo respondió de manera rápida. Inmediatamente abandonó al Séptimo Emperador y comenzó a perseguir al Décimo Emperador.

"Hmph! Quédate aquí!"

El Séptimo Emperador dejo escapar un resoplido frio. Sacó una espada afilada y la giró hacia el Rey Demonio de Hielo. El Rey Demonio de Hielo ni siquiera trató de evadirla, ya que no tenía ninguna manera de defenderse, e instantáneamente fue cortado a la mitad por el Séptimo Emperador.

"Ni siquiera puedes soportar un solo golpe."

Dijo Séptimo Emperador con una mueca de desprecio. Sin embargo, antes de que su sonrisa desapareciera, su rostro estaba completamente helado, porque el monstruo que acababa de cortar por la mitad había reaparecido frente al Décimo Emperador, impidiéndole ir más lejos.

"Qué?! Como puede ser esto posible?!"

El Séptimo y Décimo Emperador gritaron en estado de shock al mismo tiempo. Estaban mirando al Rey Demonio de Hielo como si estuvieran mirando a un fantasma. Un monstruo que resucito inmediatamente después de ser asesinado! Esto no tenía ningún sentido, incluso con la rica experiencia de estos dos Emperadores, era la primera vez que se enfrentaban a una situación tan extraña.

El Décimo Emperador fue golpeado con un gran shock, y el Rey Demonio de Hielo no planeaba desacelerar debido a eso. No tenía miedo a la muerte, ya que resucitar. Sin vacilar, lanzó su gigantesco puño hacia el Décimo Emperador.

Cuando el Rey Demonio de Hielo lanzó su ataque hacia el Décimo Emperador, el Séptimo Emperador inmediatamente fue hacia la dirección donde Yan Chen Yu había desaparecido. Sin embargo, el Rey Demonio de Hielo respondió rápidamente. Inmediatamente renunció al Décimo Emperador y alcanzó al Séptimo Emperador. Así, el Rey Demonio de Hielo retuvo a los dos Emperadores, mientras era asesinado varias docenas de veces. Después de que fue asesinado por última vez, simplemente nunca volvió a aparecer.

Los Emperadores se agruparon y persiguieron a Yan Chenyu, pero incluso después de volar varios miles de kilómetros, simplemente no pudieron encontrar rastros de ella.

“Maldita sea, qué clase de loca existencia es ese monstruo! Por qué no solo moría?"

El Séptimo Emperador no pudo evitar maldecir en voz alta.

"A pesar de que ese monstruo está en el Reino Alma de Combate Superior, sólo sabe atacar con fuerza bruta. Es incapaz de cultivar la energía Yuan o utilizar alguna habilidad de combate, así que es incapaz de resistir un solo golpe. Sin embargo, su capacidad para resucitar es verdaderamente un dolor de cabeza, ya que le dio a Yan Chen Yu el tiempo de escapar."

La cara del Décimo Emperador se oscureció también. Finalmente habian atraído a Yan Chen Yu, pero al final, la habían dejado escapar. Esto era algo realmente vergonzoso para ambos.

"Hmph! Matemos a tres hombres mañana! Voy a escoger a tres personas importantes de la familia Yan cuando regresemos. No creo que Yan Chen Yu sea capaz de ocultarse entonces. Tendremos la trampa bien preparada, y con nosotros tres, Yan Chen Yu no escapara incluso si tiene alas!".

Dijo el Séptimo Emperador con una expresión siniestra. Como ninguno de los dos había encontrado rastros de Yan Chen Yu, no tuvieron más remedio que regresar.

Dentro de un tranquilo valle, Yan Chen Yu estaba de pie en silencio frente a un lago. Con una mirada penetrante y un rostro inexpresivo, murmuró, "Jiang Cheng, descansa en paz. Chen Gege definitivamente te vengará.”

Al final, Jiang Cheng no pudo escapar de la muerte. Aunque Yan Chen Yu apareció y trató de salvarle la vida, había fallado. Sin embargo, su aspecto era muy importante, al menos había visto el momento final de Jiang Cheng, permitiéndole morir sin ningún remordimiento. Además, Jiang Cheng no fue asesinado por su enemigo, él cometió suicidio. La última sonrisa que tuvo en su rostro fue una sonrisa calmada y pacífica.

Y este fue el valor de la aparición de Yan Chen Yu hoy.

"Chen Gege, cuándo volverás? Pequeño Yu no puede aguantar mucho más.”

Yan Chen Yu se agachó y cruzó los brazos alrededor de sus hombros. Aunque había crecido mucho desde que conoció a Jiang Chen, todavía era una niña.

Temprano en la mañana al día siguiente, Yan Chen Yu se había calmado. Ella estaba una vez más en camino hacia la Ciudad del Cielo Fragante. Cuando llegó secretamente fuera de la ciudad, inmediatamente vio dos pilares de madera colocados sobre los muros de la ciudad. Encima de estos dos pilares había dos cabezas humanas. Una pertenecía a un alquimista de la familia Jiang, y la otra a Jiang Cheng.

"Quién morirá después? Qué puedo hacer para detener esto?"

Yan Chen Yu se sentía muy triste. Aunque poseía los Nueve Meridianos Yin, algo que sólo existía en el Cuerpo de Nueve Yin, un Cuerpo Divino; Su cultivo era demasiado débil, y sus enemigos eran demasiado fuertes. Si ella no tuviera el Rey Demonio de Hielo para ayudarla, no sería capaz de hacer nada en absoluto.

Una hora más tarde, unas pocas docenas de Guardias Dorados salieron volando de la Ciudad del Cielo Fragante. Llevaban tres hombres con ellos, y cuando Yan Chen Yu vio quiénes eran estas tres personas, su expresión cambió inmediatamente.

Yan Hongtai, Yan Meng, Yan Xing. Los tres eran personas importantes de la familia Yan. Para Yan Chen Yu, éstos eran sus mayores. Desde que era joven, estas personas eran las que habían mostrado cuidado y preocupación por ella.

"No!"

Yan Chen Yu gritó en su mente. Ellos habían matado a una persona ayer, e iban a matar a tres hoy, y todos eran de la familia Yan. Esto obviamente fue por su aparición de ayer. La escena de hoy fue preparada a propósito para ella.

Yan Meng y los otros dos llevaban expresiones resueltas en sus rostros, al igual que Jiang Cheng el día anterior. No mostraban signos de miedo, como si la muerte fuera algo perfectamente normal.

Pronto, llegó el mediodía. El sol brillaba por encima de sus cabezas, dándole al trío una sensación abrasadora mientras tres espadas afiladas eran colocadas en los cuellos del trío.

Cuando la oculta Yan Chen Yu vio esto, su mirada se volvió determinada. Independientemente de si sería capaz de salvar sus vidas; No podía sentarse y ver como los propios miembros de su familia eran asesinados.

"Deténganse!"

Gritó Yan Chen Yu. Como un hada que descendía del cielo, una vez más llegó a la ciudad. Justo cuando Yan Chen Yu se mostró, tres energías extremadamente poderosas repentinamente surgieron de tres lugares diferentes, atrapándola firmemente. El Séptimo Emperador, Décimo Emperador, y Yuan Long aparecieron al mismo tiempo.

Se habían preparado bien para este momento. Mientras Yan Chen Yu apareciera, los tres atacarían al mismo tiempo y la atraparían en el medio. Por lo tanto, incluso si ese monstruo apareciera de nuevo, no habría manera de que pudiera huir.

"Pequeña Yu, corre por tu vida!"

Cuando Yan Hongtai vio a Yan Chen Yu, inmediatamente gritó como un loco.

"Haha, Yan Chen Yu, parece que eres una chica a quien le importa mucho su familia y amigos. Sin embargo, no hay manera de que puedas escapar hoy!"

El Séptimo Emperador se echó a reír. Sin embargo, justo después de que terminó de hablar, algo inesperado ocurrió repentinamente. Dos auras imponentes aparecieron a la distancia, y al mismo tiempo, una estruendosa voz sacudió violentamente el cielo.

“Si te atreves a tocarla, me aseguraré de que lamentes haber nacido!”

La voz resonó a través del cielo, demostrando cuán poderoso era el hombre que estaba a punto de mostrarse.

[Compartan y Comenten <3]
Traduccion de novelas ligeras, web al español.

Related Posts