NochNovels

Esta pagina se mantiene gracias a las ganancias de la publicidad. Desactiva Adblock, gracias.

miércoles, 13 de diciembre de 2017

DMWG - Capítulo 655 – El Noveno Ciclo



Capítulo 655 – El Noveno Ciclo

Jiang Chen levantó la vista y vio cómo se condensaba el relámpago rojo sangre. En un momento, se convirtió en un dragón de relámpagos que era feroz y tenía ojos sin emociones. Esta era la Tribulación Celestial, una intensa fuerza celestial. Los dragones de relámpagos representaban un castigo de los cielos. Siempre surgían para castigar a todos los seres que desafiaban el cielo.

Los ojos del dragón de relámpagos se fijaron en Jiang Chen como si estuviera vivo. El poder de este relámpago era mucho mayor que los seis anteriores.

Desde lejos, las caras de Tyrant, Big Yellow y el Viejo Sot volvieron a cambiar. Podían sentir que esta séptima Tribulación Celestial era diez veces más fuerte que la sexta.

Sin embargo, Jiang Chen no parecía nervioso ni nada por el estilo. A pesar de la poderosa tribulación, aún no podía obligarlo a rendirse. Dado que era un cultivador del Arte de Transformación Dragón, necesitaba tener cualidades tan grandes como la valentía, la audacia y no tenerle miedo al cielo y la tierra, y todas estas cualidades se veían en el rostro de Jiang Chen.

"Ven!"

De repente, Jiang Chen gritó mientras señalaba al dragón de relámpago rojo sangre. El poderoso Qi hizo que sus poros se abrieran. Él estaba proyectando su Arte de Transformación Dragón a su capacidad máxima. Mientras lo circulaba, la Espada Santa Celestial ondeó intensamente.

Al enfrentar la séptima tribulación, Jiang Chen decidió abandonar todas sus defensas, y en su lugar usó su sangre y carne para soportarlo.

"Que está haciendo? Esta Tribulación Celestial es mucho más fuerte que la anterior, pero no se está defendiendo en absoluto?”

El rostro del Viejo Sot estaba conmocionado. No sabía por qué Jiang Chen quería actuar de esa manera, pero sabía que esto era demasiado peligroso.

"Él quiere usar su físico para manejar la Tribulación Celestial, así podrá usar el relámpago para endurecer su carne y también absorber la fuerza del relámpago en su cuerpo. Esto mejorara su físico a un nivel aterrador. Haciendo que se pueda activar todo su potencial, empujando aún más su grado”.

Dijo Big Yellow.

"Este tipo es demasiado audaz".

Tyrant dejó escapar un suspiro. Usar su propio cuerpo para enfrentar la tribulación? Este era un acto extremadamente escandaloso! Además de Jiang Chen, no encontraría a otra persona que pudiera hacerlo.

El dragón de relámpagos rojo sangre estaba furioso, como si pudiera sentir el desafío de Jiang Chen. Se convirtió en un mar de relámpagos rojo sangre, llenando los alrededores con destellos de electricidad, atrapando a Jiang Chen por completo. El Viejo Sot era un Emperador de Combate de Quinto Grado, pero incluso con su grado, todavía no podía ver claramente lo que estaba sucediendo en el mar de relámpagos. Dos hombres y un perro parecían muy preocupados. Esta escena no era un juego de niños, se trataba de sobrevivir a la tribulación y un pequeño error podría poner su vida en peligro.

El relámpago en el mar de rayos se retorció en el aire continuamente durante un minuto antes de que se detuviera. Una imagen ligeramente borrosa de Jiang Chen se reveló desde dentro de la luz. Su rostro parecía aturdido, muchas partes de su camisa estaban rotas, su cabello estaba desordenado y su cara pálida. También había un poco de sangre fluyendo a un lado de su boca y su Qi ya no era tranquilo.

Después de ver lo que sucedió, los tres no pudieron evitar soltar un suspiro de alivio y levantaron el pulgar en secreto a su amigo. Usar su propia carne para enfrentar la tribulación? El alcance de su logro era incapaz de ser simplemente descrito por la palabra "Aterrador".

*Hong Long*

Antes de que pudieran regocijarse por el éxito de su amigo, la octava Tribulación Celestial tomó forma. Era otro relámpago similar a un dragón que era aproximadamente dos veces más largo que el séptimo.

El Viejo Sot sintió que le faltaba el aliento. El Qi era demasiado poderoso. Si se quedara en medio de esa cosa, sería destruido inmediatamente. Se preguntó cómo iba a lidiar Jiang Chen con eso.

Lo que les preocupaba era la tribulación después de esto, porque aún existía la tribulación final que era la más fuerte de todas.

La pupila de Jiang Chen se volvió rojiza mientras agarraba su Espada Santa Celestial y se convertía en una Espada Dragón. El la levanto hacia el cielo, señalando al dragón de relámpagos.

La intención de combate de Jiang Chen era increíble. Eso era correcto, no solo quería luchar contra los cielos, sino que también quería desafiarlos. Incluso si fuera la Tribulación Celestial, no crearía miedo en él. Esta no era la primera vez que había luchado contra los cielos. Él había roto las puertas del cielo en su vida pasada sin ningún temor.

*Raaaarrrrr!*

El dragón de relámpagos se volvió violento y salvaje después de sentir la intención de Jiang Chen. El dragón de relámpagos era la encarnación de la ira del cielo, que también representaba el Prestigio del Cielo. Los cielos nunca permitirían ninguna blasfemia, particularmente de un ser desafiante al cielo. Descendería y los borraría a todos.

"Vamos, una ronda más!"

Jiang Chen gritó. Sostuvo la Espada Santa Celestial mientras cargaba hacia el dragón de relámpagos.

El dragón de relámpagos se volvió frenético. Luego, se precipitó hacia abajo con la boca abierta, deseando tragarse tanto a Jiang Chen como a su espada.

*Hong Long*

Otro estruendo sacudió el cielo y la tierra. El campo aislado debajo de ellos había quedado en ruinas. Había pozos recién creados y humo denso en todas partes. Esta vez, el mar de relámpagos tenía diez millas de radio. Se podían escuchar sonidos de crujidos continuos desde adentro. Los tres contuvieron la respiración y enfocaron sus ojos en el centro del mar de relámpagos. Eso era lo único que podían hacer. No podían proporcionar ayuda a su amigo.

*Bang!*

Una cosa pesada descendió del mar de relámpagos en el cielo. Cayó fuertemente en el suelo, creando un agujero profundo. Esa cosa era Jiang Chen.

"Esto no es bueno."

El Viejo Sot estaba en estado de shock. Podía sentir la condición de Jiang Chen. Estaba empeorando. Su cuerpo estaba sangrando de arriba a abajo. La octava tribulación fue demasiado aterradora.

"No tengo idea de la situación de Jiang Chen ahora".

Tyrant estaba preocupado por su amigo.

*Cough*

Jiang Chen salió lentamente del hoyo. En este momento, había perdido toda su compostura. Había humo negro saliendo de su cabeza. Su rostro estaba tan oscuro que parecía haber sido chamuscado. Su atuendo era un desastre, totalmente penoso.

Sin embargo, Jiang Chen todavía estaba de pie, similar a su postura anterior. Él levemente empujó sus labios hacia arriba mientras levantaba la vista hacia la última Tribulación Celestial, y la señalaba con su dedo medio.

*Hong Long*

La novena tribulación finalmente descendió. Esta era la tribulación más poderosa de todos los nueve ciclos. El poder de esta tribulación era la combinación de todos los ocho anteriores.

"Dios mío! Solo queda una tribulación más, pero también es la más temible. No tengo idea de si Jiang Chen podrá salir de esto".

La expresión facial del Viejo Sot era fea. Fue Jiang Chen quien lo salvó hoy. Había sentido el comienzo de la tribulación después de la liberación de Qi por parte de Jiang Chen. Si Jiang Chen no lo hubiera salvado, la tribulación podría haberse retrasado, dándole a Jiang Chen más tiempo para prepararse.

Por lo tanto, si Jiang Chen muriera en este accidente, no podría explicárselo a su Joven Maestro. Incluso si quería salvarlo, no podía. Ni siquiera podía moverse del área.

"No te preocupes por él. Él será capaz de superarlo. Ese tipo es invencible”.

Big Yellow movió su robusta cola y dijo con confianza. Él fue quien siguió primero a Jiang Chen y conocía a Jiang Chen mejor que nadie. Desde la Montaña Yuan Qi hasta ahora, hubo muchos encuentros en su camino, incluidas pequeñas y grandes batallas. Incluso si fuera muy difícil, Jiang Chen pudo atravesar cualquier cosa de manera segura.

A Jiang Chen no le importaba su cuerpo herido mientras se levantaba nuevamente. Entonces, saltó y voló hacia el cielo. La Espada Santa Celestial en su mano estaba produciendo un zumbido que transmitía la intención asesina de Jiang Chen al enemigo.

"Haha... Vamos!"

Jiang Chen se rió libremente. La punta de su espada larga apuntaba a las gruesas nubes de tormenta. Una Tribulación Celestial de noveno ciclo? No le temía. La sangre en su cuerpo estaba circulando tan rápido como podía, y la fuerza potencial en su cuerpo se estaba activando continuamente. Una vez que sobreviviera a esta tribulación de nueve ciclos, avanzaría al Reino Emperador de Combate de Segundo Grado.

Jiang Chen era muy consciente de su estado actual. Sacó una Píldora Dragón del Relámpago de Nieve Soles y se la tragó. El efecto no era tan bueno como la primera vez que la tomó, pero aún sería de gran ayuda para sus lesiones actuales.

*ROAR*

Jiang Chen había provocado con éxito al dragón de relámpagos cada vez que lo desafiaba. Esta era la novena Tribulación Celestial. No solo el cuerpo del dragón de relámpagos era muy largo, sólido y condensado, sino que también su cuerpo portaba un gran poder, incomparable a las ocho tribulaciones anteriores. Realmente haría temblar el alma de cualquiera.

El dragón de relámpagos sacó su gigantesca cabeza y miró a Jiang Chen con sus fríos y crueles ojos.

En el momento siguiente, el dragón de relámpagos se movió como los anteriores. Mientras descendía, el aire a su alrededor se convirtió en un mar de relámpagos, y Jiang Chen estaba en su núcleo.

Desde muy lejos, los corazones del trío ya estaban en sus bocas. Esta era la primera vez que presenciaban una Tribulación Celestial. Ellos estaban completamente sorprendidos por eso. Además de eso, también estaban muy preocupados por la seguridad de Jiang Chen. La novena tribulación era demasiado aterradora. No tenían idea de si Jiang Chen podría soportarla.

El mar de relámpagos permaneció durante dos minutos antes de que se detuviera. Jiang Chen cayó una vez más desde el cielo, golpeando el suelo fuertemente.

La tribulación de nueve ciclos había terminado. La novena tribulación sacudió sus tripas. Tan pronto como terminó, las nubes oscuras sobre el cielo desaparecieron. Este gran pedazo de tierra salvaje era como el fin del mundo, estaba completamente en ruinas.

Tres siluetas volaron a la escena como flechas disparadas desde un arco. No tenían ningún interés en la condición del lugar, ya que corrieron hacia su amigo, Jiang Chen.

En este punto, los ojos de Jiang Chen estaban cerrados. Había sangre por todo su cuerpo, pero ellos aún podían sentir su pulso, no se había detenido, pero se había desmayado debido a sus heridas.

Lo que más les sorprendió fue que pudieron ver que las heridas de Jiang Chen se estaban recuperando frente a sus propios ojos. Esta era la técnica de recuperación del Arte de Transformación Dragón. Era demasiado poderoso, ya que no podía compararse con ninguna píldora divina ni un hombre ordinario.

Además, no había píldoras que pudieran ayudarlo ahora, ya que sus heridas eran demasiado serias. Tenía que depender de la técnica de auto recuperación del Arte de Transformación Dragón. Por lo tanto, era imposible sanarse en un período tan corto de tiempo.

"Sus heridas son demasiado pesadas. Se desmayó, así que es vulnerable por ahora. Tenemos que irnos de este lugar inmediatamente, ya que la tribulación ha llamado mucho la atención".

Dijo el Viejo Sot.

"Así es, vamos a partir aquí primero".

Tyrant asintió y levantó a Jiang Chen. El trío se convirtió en tres rayos de luz y desaparecieron.

..

[Compartan y Comenten]
Traduccion de novelas ligeras, web al español.

Related Posts